Un sujeto en presunto estado de ebriedad agredió salvajemente a su conviviente e hijita de 3 años porque se negaron a llevarle botellas vacías de cerveza para que siguiera tomando en Pachacámac.

Tras el ataque, la menor resultó con un profundo corte en la frente que requirió de siete puntos de sutura. No contento con masacrarlas, el sujeto sacó toda su ropa a la calle y le prendió fuego.

Según consignó ATV Noticias, la víctima, identificada como Sandra, no quiso llevarle botellas vacías de cerveza a su conviviente para que continuara tomando con sus amigos. Desquiciado, el sujeto fue hasta la casa y la atacó mientras dormía con su hijita de 3 años.

«Estaba muy tomado. Me jaló la colcha, me empezó a insultar. Me agarro del cuello diciendo ‘qué cosa te crees'», contó la víctima. Luego, el sujeto cogió una silla de madera y la lanzó en dos oportunidades contra su pareja y la menor, ocasionándoles fuertes heridas.

Comments

comments

Compartir